CONSEJO: Prevenir el desastre

2

Consejos prácticos para minimizar pérdidas frente a un problema de software o hardware

Por si a estas alturas alguien aún tiene dudas: Sí, los programas fallan y los ordenadores se estropean. Antes o después un archivo se corrompe, el disco duro se fríe o la CPU revienta. No importa si estamos trabajando con Windows o Macintosh, siempre corremos el riesgo de que, en el peor momento, nuestra herramienta de trabajo nos juegue una mala pasada. En este artículo os propongo algunos consejos para evitar que ese probable fallo no haga que perdamos nuestro trabajo, o que al menos conservemos la mayor parte de él.

La palabra clave del éxito de un proceso de montaje y postproducción es organización. Que cada cual se busque su forma de organizar el material, pero algunas costumbres básica deberían ser comunes. Todo el material de un proyecto debería estar en una misma carpeta y sus sub-carpetas (a excepción de las capturas, que en ocasiones pueden tener otra ubicación) lo cual nos facilitará hacer copias de seguridad. Esa carpeta debería contener el archivo nativo del programa de montaje (FCP, Avid, Premiere, etc) y de los auxiliares (AE, Combustion, Shake, Protools, Motion, Soundtrack, Logic, etc) así como los renders y exportaciones obtenidos de los mismos. También debería incluir el material sonoro, el gráfico e incluso los archivos de texto y las tipografías involucradas en el proyecto. Los nombres de todos los archivos deberían ser fácilmente identificables con el proyecto, para que en caso de que se extravíen podamos encontrarlos de forma rápida. Si conseguimos mantener todo el material controlado, con sólo arrastrar esa carpeta a otro disco nos aseguramos de tener un respaldo de todo lo que necesitamos para recomponer nuestro proyecto. Todo, excepto las capturas, que como hemos dicho están con frecuencia en otra ubicación. Más tarde veremos como gestionar esas capturas, pero de momento es fundamental que hagamos copias (siempre en otro disco, preferentemente externo) al menos una vez por jornada o siempre que hagamos cambios importantes.

Para evitar problemas de hardware es conveniente que nuestro equipo esté protegido con un sistema de alimentación ininterrumpida (SAI o UPS en inglés). Los cortes de suministro y las variaciones de tensión son con frecuencia la causa por la que los componentes de nuestros sistemas se averían. Es fundamental proteger tras un SAI la CPU, los discos duros externos y el monitor principal, para poder ver lo que hacemos y desconectar todo correctamente si el apagón se prolonga más allá del tiempo que aguante el SAI. También conviene conectarle los routers o switchs por si el apagón nos sorprende mientras copiamos archivos a otros ordenadores. Otros elementos, como magnetoscopios o impresoras, tienen un consumo muy alto, por lo que no se suelen conectar al sistema de alimentación ya que harían que las baterías se agotaran rápidamente. Evitar los cortes de luz también nos protege de la corrupción de archivos, ya que si la caída de tensión nos pilla en el momento de guardar, el archivo queda irremediablemente inservible.

Otra práctica fundamental es gestionar correctamente el sistema de “guardado automático” del software de montaje. De poco nos sirve que el programa haga copias de seguridad del archivo cada X tiempo si éstas se realizan en el mismo disco que la principal. Si ese disco falla, nos quedamos sin la copia y sin el original. Así que debemos seleccionar en las preferencias del programa que el backup (en FCP se denomina autosave vault) se realice en un disco duro diferente al que usamos para guardar el archivo principal. De esta forma si uno de los dos discos se estropea siempre tendremos una copia actualizada del proyecto en el otro.

Hemos visto que salvaguardar los archivos de un proyecto es fácil y no supone un empleo (nunca pérdida) de tiempo importante. Pero un caso diferente son las capturas. Si trabajamos con cintas siempre podemos volver a recapturar en caso de perder el material. Puede ser un proceso muy largo pero es sencillo siempre que todo esté capturado en base al código de tiempo de la cinta. Actualmente y teniendo en cuenta el costo de los discos duros es recomendable hacer copias de seguridad del material de vídeo en un HD externo cuando terminemos la captura de lotes importantes de brutos. Un disco duro USB2 de 500GB cuesta hoy en día unos 100€ y para no perder tiempo siempre podemos dejar haciendo copias de las capturas en los momentos de pausa, como la hora de comer e incluso por la noche si el material es abundante. Si en ese mismo disco externo copiamos nuestra carpeta principal con los nativos y demás elementos, podemos recomponer nuestro proyecto incluso en el peor de los casos. Si nuestro trabajo se basa en un sistema sin cintas (o trabajamos con material previamente digitalizado) entonces el backup de las capturas a otros discos es imperativo.

A partir de estas prácticas generales podemos tomar más medidas para evitar un problema que con frecuencia implicará el trabajo de mucha gente. Actualizar el sistema y los programas, evitar los virus en el caso de Windows o utilizar programas de mantenimiento de discos duros son otras acciones que no están de más, pero que no deben substituir las anteriores. Nadie está a salvo de que un equipo falle, confiar en que no va a pasar nada es poco profesional y la práctica demuestra que poco realista. Si conseguimos ser organizados para poder hacer copias con facilidad, protegemos nuestros equipos con un SAI, utilizamos con inteligencia las opciones de autosave y duplicamos en otro disco el material de vídeo, dormiremos más tranquilos. Y sobre todo estaremos protegiendo nuestro tiempo. En este oficio hay pocas cosas más desagradables que repetir un trabajo ya hecho por falta de previsión.

Compartir

Acerca del autor

Realizador, montador y formador.

2 comentarios

  1. Pingback: finalcutpro.es | BÁSICO: Autosave Vault en Final Cut Pro

  2. Hola. Soy nuevo aquí, he encontrado la página buscando solución a un problema de novato. si alguien puede ayudarme lo agradecería. Tengo que llevarme un proyecto entero a un disco externo. Tengo localizados en una carpeta todos los materiales, pero no así los renders que no tengo ni idea de donde están. ¿cual es el procedimiento que debo seguir para llevarme todo al disco externo y seguir editando desde aquel? Muchas gracias por la ayuda.

Escribe una respuesta

He leído y acepto la Política de Privacidad

En finalcutpro.es no guardamos ningún dato personal de nuestros usuarios. Puedes participar en los comentarios si lo deseas pero no se te pide que aportes tu nombre real, tu correo electrónico ni cualquier otro dato personal.
Política de Privacidad